15 Abr
restaurantes en crisis

Peligro: señales de un restaurante que está a punto de cerrar

Te vamos a decir cuáles son las señales inequívocas que indican el cierre visible de un restaurante. Todo va desde la falta de personal, ausencia o poca afluencia de público, disminución de la calidad, malas  instalaciones, malos horarios y un mal menú.

Causas que pueden provocar que un restaurante cierre

Estás allí, sentado en el restaurante que frecuentas y te invade esa sensación y observas cómo vas encontrando cada detalle que indica que estás asistiendo a los últimos momentos del lugar, pero aun así continuas con tu comida y con tan solo ver de cerca y echar un vistazo a tu alrededor, observar los fallos que en un principio te eran invisibles, sabiendo entonces en ese instante que el lugar ya no sirve para nada.

Son señales que pueden ser obvias para muchas personas, para otras solo requieren de un mal gesto del camarero, al final todo indica que debes retirarte y tachar ese restaurante de tu lista.

Recurrimos a expertos culinarios para entender y conocer más de cerca cuales son los motivos exactos del fracaso de un restaurante y saber qué restaurante posee estas señales de peligro.

¿Dónde están los clientes?

Cuando asistes a un restaurante donde todas las mesas o su gran parte están vacías, dan un bajonazo terrible.

Es una pista principal para saber que las cosas no van bien, claro que todos tiene un mal día, pero las mesas vacías son una clara señal de que las cosas no van bien, porque en este sector, las personas no son tontas.

Esto puede ser causado por varios factores, pero si percibes el vacío en un restaurante y el gerente te responde con una excusa para que ignores una realidad evidente, debes saber que así suele estar el restaurante, vacío.

Descenso abismal de la calidad de los platos

Cuanto existe una falta de clientela, suelen a recurrir a bajar los precios y con esto a bajar la calidad de la comida.

No recurren a ingredientes más baratos o cortes de carne que les permite servir un buen plato sin dejar la calidad de lado, acudir a otras verduras para complementar los platos que no requieran tanto cuidado o aquellas verduras exóticas que necesitan más preparación.

Cometen el grave error de servir el mismo plato pero con una pésima calidad de alimentos.

Platos en los que ni tu perro pasaría la lengua. El malestar que provoca esto es secuencial dentro del público y los comentarios llegan a toda la ciudad, siendo esta calidad de servicio que deja mucho que desear, nos puede hasta causar un daño en la salud debido a una mala ingesta de algún alimento en mal estado.

La fórmula del menú del día

menu del dia

Es una movida clásica para atraer clientela es ofrecer un menú del día, pero debemos saber que esta fórmula muy aplicada en España, no son platos exclusivos con ensalada y carne con vegetales o espaguetis boloñesa en donde cada plato tiene un elemento ausente.

Estos menús deben contener una propuesta de alimentos frescos y deben contar con una creatividad en la preparación de la cocina.

Pero muchos de los restaurantes suelen aplicar muy mal estos métodos ya que suelen usar alimentos y productos que han sobrado de la semana o mes para realizar estos platos que así posea un buen diseño en el plato, el sabor y la calidad son pésimas.

Otro aspecto es ampliar los horarios de trabajo para servir el mayor número de platos posibles. Esto indica la implicación inestable de platos y un servicio poco convencional, caracterizado por un mal servicio que nos incomoda durante la comida.

Aparición fortuita de nuevos platos

Otro síntoma es la aparición de nuevos elementos en los platos tradicionales, dejando atrás el concepto de su origen para agregar o modificar un alimento y así poder captar la atención de más clientes. Cuando los restaurantes modifican sus platos para llegar a más público, suele ser un giro arriesgado que realizan para la supervivencia pero todos estos métodos conducen a la nada.

Los lugares de moda hoy en día saben que se come más con los ojos y que muchos de los platos tradiciones no son nada fotogénicos. Muchos chefs elaboran un menú pensando en que tan bien se verán en Instagram, un pensamiento bastante absurdo pero que los mantiene dentro de la zona anglosajona.

Estas son las señales claves que debes percibir si quieres detectar que tan bueno será un restaurante y que tan buena será su comida:

Dime de qué presumes y te diré de qué careces

Suele ser una de las peores características de un servicio, la pretenciosidad en la oferta de platos absurdos, el exceso de elementos y platos extravagantes que no terminar por convencer y solo los encuentras en el menú porque provienen o son parte de un método exclusivo de un mal chef.

Patatas fritas nefastas

patatas fritas congeladas

Aunque no lo creas, el estado de las patatas fritas es algo que debería tomar muy en cuenta, ya que si logra observar que estas se encuentran frías o tienen un mal aspecto, imagínate lo que sucede con otros alimentos como los vegetales y las carnes.

Postres regulares

La opción de frutas y yogurt siempre deben ser parte de la opción para los postres, si las opciones de postres son de natillas pero sin variedad, helados de pésimas marcas y pudines que no convencen, debes saber que estás sentado en un mal restaurante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *